viernes, 10 de julio de 2009

Abres




Abres, expandes, te instalas
anocheces en mi,
cercenas tus miedos
detrás de mi muro
adentro, entre sus ladrillos,
te vuelves raíces
mimetizas mis formas
te acomodas y te quedas.

Brote verde te eriges en mí.

Átomos de concreto
comparten tu cuerpo,
seducida al gozo de mi piel
te rindes, extenuada y urgida;
afuera sólo miradas,
no entienden el porqué
brotas sin tierra fértil,
no me ven, no han de entender.

Extiendes tus hojas, te dejas ver.

Somos amalgama
de piedra y savia
entrelazando raíz y pared;
partes mi dureza, la mutas,
expones un débil corazón de miel;
me vuelvo follaje
bajo de tu sombra
raíces de vida tiene mi pared.

4 comentarios:

El gato escondido dijo...

Las miradas son ajenas ¿qué importan? lo que importa es enraizar, enredarse uno a otro sin pupilas alrededor, sólo importa el instante en que dos se entrelazan.

Otro beso mi queridísimo amigo.

Leyddy Dhianna Reynoso Caraballo. dijo...

Y es el amor que nos transforma, y nos lleva a habitar los muros, en ese deseo inmenso de encontrarse en alguien.

Siempre un placer visitarte Dani, mi admiración y cariño para ti.

Besitos.
Te quiero!

Daniel dijo...

Mi querida Sonia, tu gira por mis poesías me ha llenado de emociones, esas que siempre despiertan con la llegada de una buena amiga. Te agradezco de corazón.
Un beso y gracias.

Daniel dijo...

Jolie, mi muy querida y dulce amiga, qué decirte que no te haya dicho sobre tu presencia?
Mi cariño inmesno para vos mi niña.

Besitos y gracias siempre.