martes, 9 de febrero de 2010

Como los peces de barro




Tómame los abrazos
como la memoria que regresa,
planifica un tiempo de reencuentros,
sin preámbulos,
con la osadía de una gaviota
queriendo ser pez en los remolinos,
en la generosidad de un río que sube
para devolver las aguas a las lluvias.

Tómame en el preciso instante
que quiebra la cascada,
voltea tu vista hacia la orilla opuesta al sol;
allí verás un velero agrietado,
anclado entre rocas gastadas
por los besos de tantas lluvias marrones,
como las angustias de los peces de barro
que pintan las orillas.

También soy un pez de barro
siguiéndote tras la crecida.

18 comentarios:

Sol - Imaginario Desesperación dijo...

La osadía de una gaviota queriendo ser pez en los remolinos... Que hermoso, será que en el fondo todas las aves quieren nadar y los peces volar? Será que son tan inconformistas como nostros?
Hermoso poema, pez de barro, que extraña imagen (la que evocan los versos, no la que muestra la entrada), lo extraño siempre se vuelve fascinante.
Cariños!

reltih dijo...

eso! full cierre, me encanto. es siempre para mí, un gustazo venir hasta tu sitio.
un abrazo

Clara Schoenborn dijo...

Que placer es leer un buen poema como este. Me encantó de pies a cabeza. Un abrazo Daniel.

Chiqui Abreu dijo...

Esta poesía es sublime, Dann, me tocó el alma!!
Besos (1977),
Chiqui.-

La abuela frescotona dijo...

VALIENTE PEZ, REMONTANDO EL RÍO, LOS PECES DE BARRO TAMBIÉN SE ENAMORAN.
UN ABRAZO DANI

Duna dijo...

En la remontada
el pez entra en la vertical
del ascenso
hasta su abrazo.

Un placer.
Muchos besos, Daniel

MÓNICA GUDIÑO dijo...

TENES UN 10 EN METAFORAS DANI y un 10 en romantisismo, quien pudiera encontrar un pez de barro asi en su orilla sería afortunado realmente..

un besito grandote y a aprovechar el calorcito para ir a las sierras te parece? jajja nos vemos allá entre las piedras y los peses, esperemos que tengan agua suficiente para ser felices.
buen finde caballero

Daniel dijo...

Sol, me encanta la frescura de tus comentarios; tu imaginación se abre y viaja más allá de las palabras: al igual que las historias de tu imaginario...

Gracias por ser tan constante.

Un abrazo.

Daniel dijo...

Amigo reltih; tu presencia es parte del cimiento de mi sitio.
Muchas gracias.

MI abrazo.

Daniel dijo...

Me encanta tu presencia estimada Clara, sos también parte importante de mi espacio.

Gracias y mi abrazo.

Daniel dijo...

Mi Chiqui, tu alma es inmensa y generosa.
Mi cariño y besos (1957)
Dann

Daniel dijo...

Mi querida abuela; tu optimismo es tan desbordante que hasta imaginas que un pez de barro se podría enamorar.
Gracias por estar.
Besos

Daniel dijo...

Duna; eres poesía pura. Me gusta eso.
Gracias por serlo.

Besos.

Daniel dijo...

¿No te parece exagerado un diez?...je...gracias Mónica.Ojalá alguien encuentre a este pez de barro antes que se disuelva.

Besos y nos encontramos a orillas del río aunque no corra agua.
Cuidate

Leyddy Dhianna Reynoso Caraballo. dijo...

Estos versos son tan hermosos mi Dani, dentro toda esa nostalgia conocida vestida de una y mil maneras diferentes, capacidad de envolvernos que posees, son un encanto tus versos, es un encanto el autor...

Un fuerte abrazo.
Te quiero mucho!

LEON PLATA dijo...

Sublime poesía.

Un abrazo.

Daniel dijo...

Jolie, mi niña...uds son los que le dan sentido a mis poemas.
Mil gracias por tu siempre ternura para conmigo.

Un beso y mi cariño infinito.

Te adoro.

Daniel dijo...

Mi estimado amigo Leon; gracias por tus gratas palabras.

Un abrazo.