jueves, 21 de mayo de 2009

Para tu regreso

Quizás te preguntes en el camino de regreso
cuando la realidad descorra las cortinas
y tus calles, nuestras calles ya no estén vacías;
si mis alas sirvieron para impulsar tu vuelo
o simplemente caerte de bruces al pavimento.


Imagino que no, que tu cielo será distinto
aunque estén las mismas nubes presentes,
porque sabrás eludir la realidad mezquina
y recalar en un diferente puerto,
donde tus alas hastiadas se fortalezcan.


Seré entonces apenas, si aún me quieres;
tu aprendiz de maestro, de guía, de orfebre,
el que talló otrora tus sueños de virgen mimbre,
flexible, maleable a tus formas,
y se volvió urdimbre de tus redes.


Te volverás etérea, ave de suave canto,
de jaula abierta libre para tus vuelos claros
y hasta quizás no regreses al mismo cielo
porque sabrás entonces, sólo entonces
que ya tracé los caminos para tu regreso.

2 comentarios:

cristal00k dijo...

Hola Daniel, llevo un ratillo por aquí empapándome de belleza.
Sigo leyendo. Un beso.

Daniel dijo...

Hola Cristal, que bueno verte amiga, gracias por leer mis delirios. Siempre te leo aunque no deje comentario, es que tus temas me superan..ja.
Besos