martes, 3 de noviembre de 2009

Complementos






Se deslizó en mi hombro la sombra de tu voz
como espectro de beso.

Calcos de tus labios corrompidos
bajaron del vértigo de mi oreja
hasta el tacto rígido de mi centro.

Fueron tus senos y mi pecho,
la ternura.

/ Hiedra y muro /

8 comentarios:

Leyddy Dhianna Reynoso Caraballo. dijo...

Que belleza Dani, que lindo que escribes, desde la imagen a tus letras, desde tus letras hacia la imagen todo un encanto expresivo, libera la imaginacion.

Un inmenso placer visitarte.
Mi cariño infinito, besitos inmensos.

Un fuerte abrazo.

LEON PLATA dijo...

Pocas veces se encuentra uno con un poema de desbordante erotismo escrito con tanta maestría...

Excelente.

Saludos, Daniel.

vuelo de hada... dijo...

Como se puede decir tanto en tan poco..
Un abrazo simplemente hermosa tu entrada.

Daniel dijo...

Leyddy Dhianna; mi dulce Jolie, gracias.

Sabes cuanto te quiero. Mi cariño, siempre...liberas mi imaginación.

Daniel dijo...

Gran León, ya se ha hecho una agradable costumbre tu presencia; gracias poe ello.

Saludos para vos.

Daniel dijo...

Se puede contar una vida en dos palabras, todo es cuestión de sentirla como toda una vida.

Mil gracias Hadita.

Besos.

La abuela frescotona dijo...

ese poema es pura sensación, que belleza.... te abrazo querido amigo

Daniel dijo...

Gracias mi querida abuela.

Mi abrazo