domingo, 13 de septiembre de 2009

Eternidad

Fue en otro mundo que la amé, es cierto,
en otra vida y hace tantos siglos
y aún lo recuerdo
como si hubiese sido apenas una luna de agosto.
Hace tanto tiempo que la amé
pero no olvido sus ojos,
oscuros como la noche
claros como un lampo
perpetuados en los pasos
donde anduvieron los míos;
fueron tantas las vidas que murieron
sin embargo; la sigo amando.

4 comentarios:

La abuela frescotona dijo...

suelo preguntarme a mi misma cuantas vida he vivido,pocas veces me pregunto en cuantas de ellas he amado...,tu me llevas contigo cuando leo estas lineas tan sentidas,un abrazo

Paula fm dijo...

Muy bello leerte eternamente enamorado, amando, recordando como un ayer y eternidad entre tus brazos.

Un abrazo amigo.

Daniel dijo...

Abuela; vivimos tantas vidas en una sola, podemos contarlas por minutos como medida más precisa; pero cuando se ama, cada segundo es una vida.
Un abrazo amiga.

Daniel dijo...

Paulus, Paula ¿Cómo debo llamarte bella pequeña? No confundas a este viejito.

El amor de ayer fue hace tan poco tiempo que aún es y seguirá mientras mis deseos de amar sigan intactos.
Un beso para vos. Gracias.