jueves, 12 de febrero de 2009

Octubre; ¿te acuerdas?

Octubre amor, embeleza los recuerdos,
la complicidad disimulada alborotada
y el amor clandestino y el deseo.

Octubre amor, ¿te acuerdas?
el palo borracho del encuentro
y la almendra de tus ojos mi embelezo.

Octubre siempre, el primer lecho,
la vergüenza del engaño
y las conciencias en acecho.

Octubre amor, la entrega, el desenfado,
el beso robado, las caricias…
y el primer te quiero.

Octubre, el tiempo también del desconcierto,
de la duda masticada entre dos amores
y el efímero tiempo del deseo.

Y fueron más octubres, de adioses,
de distancias y de reencuentros,
de palabras susurradas que no olvidan
la avaricia insatisfecha de los besos.

Se detuvo el reloj intransigente,
que marcaba el inexorable tiempo,
del fugaz presente que fue corto
y de los roces que liberaron besos.

No hay comentarios: